Haiki
No Comments 1224 Views

#MiniEntrevista _ BITTOR UNAMUNZAGA

Bittor-Tai Chi-haiki  500

Ha llovido mucho desde que tuvimos la suerte de hacer el Proto (introducción al Sat) en la maravillosa Casa Grande. Entre los muchos regalos que nos llevamos de aquellos días, uno de ellos fue conocer a uno de los observadores, Bittor Unamunzaga. Más adelante, también pudimos trabajar directamente con él un taller sobre el miedo y la experiencia fue estupenda.

Por ello, hace unos días le propusimos sumarse a nuestra sección de #MiniEntrevista de nuestro blog de Haiki, a lo cual aceptó amablemente.

Así, si queréis conocer un poquito más a este ocho sexual que, como él mismo indica,  rinde cuentas del subtipo a la perfección, no tenéis más que seguir leyendo.


1 ¿Qué es para ti la auténtica felicidad?

Creo que una de las características de nuestra naturaleza genuina es la Dicha, somos la emanación de lo que somos y parte de lo que somos es Dicha; cuando nuestros bloqueos permiten que parte de esa emanación  de Dicha se manifieste en el exterior nos sentimos felices.

 

Somos un único ser que se manifiesta en millones de espíritus y de humanos, pero solo somos un único ser, por lo que mientras un solo humano sea infeliz esa infelicidad nos llegará a todos. Así, en mi opinión y viendo el panorama actual eso que llamamos felicidad no es más que un sufrimiento de menor intensidad al que estamos acostumbrados. De repente, hay dos chinchetas menos en nuestra alma por lo que obviamente nos sentimos aliviados y felices, pero no creo que eso sea la verdadera felicidad;  esa sólo la alcanzaremos cuando todos los seres consigan emanar la dicha que son en el mundo.

 

Para  conseguir emanar esa Dicha conscientemente necesitamos  activar nuestra presencia. Con la visión, la identificación y la acción correcta despertamos la Dicha y, por lo tanto, la felicidad que no es más que un sucedáneo de aquella.

 

2 ¿Cómo ha sido tu camino de crecimiento personal? ¿Cuáles han sido las herramientas que más te han servido y por qué?

Desde los 14, 15 años me hacia la pregunta ¿para qué estoy aquí? No podía creerme que estaba aquí para sacar un título académico y buscar un trabajo, el no conocer esa respuesta me hizo caer en una profunda depresión que aparecía y desaparecía. Con unos 18 años mientras practicaba Kung fu, escuché una voz terriblemente nítida que me dijo: “estas aquí para crecer”. Me impactó tanto que, desde ese momento, mi prioridad en la vida fue crecer. Cuando no la respeto acabo creando sufrimiento en mí y cuando la respeto acabo creando Dicha en mí. Mi búsqueda ha sido siempre intensa y amplia.

 

Conscientemente llevo 30 años en el camino de la búsqueda, y en ese tiempo he tenido muchas etapas en las cuales determinadas herramientas terapéuticas fueron las que más me ayudaron

En mi primera etapa el Kung fu y el camino taoísta marcial fue decisivo, quizás me salvo la vida y desde luego me la encauzo y  me hizo descubrir el porqué y el para qué estoy en el mundo. Me hizo sentir que Dios existe y que no tiene nada que ver con lo que me habían vendido; me hizo ver que tenía un lugar donde llegar, algo que encontrar. Sabía que, hasta que no encuentre ese algo iba estar incompleto. Me despertó una poderosa ansia de buscar.

En la segunda etapa el budismo más práctico que teórico también fue decisivo para ir más allá de mí. Me enseñó a desidentificarme de mis pensamientos, a crear la no mente y a ver, me trajo paz mental, silencio y mucha luz. La meditación zen me despertó la presencia y me enseñó el instante, encendió mi espíritu con fuerza y el vipassana limpio mi visión. Las enseñanzas de Buda entraban en mí con facilidad.

En la tercera etapa. La mezcla del chamanismo, la bioenergética, el eneagrama y el camino Cristico me hizo llegar al corazón, lugar al que temía y despreciaba. Y creo que ésta es la que mas marco mi sanación y la que mas trasformo al hombre que soy. Dar el salto al ser; dar el salto al corazón hizo que mi vida girase 180 grados.

En la cuarta etapa veo que todo es uno y que de manera natural se integra todo lo que el camino fue despertándome y enseñándome

 

3 Si nos centramos en el eneagrama, ¿cuál dirías que es su mayor potencial? Te animarías a contarnos en qué eneatipo te sitúas y qué es lo que más te identifica con él.

Para mí el mayor potencial de la parte caracterológica del eneagrama, es que nos ayuda a reconocer lo que no somos y esto, si lo empleamos bien, nos lleva a encontrar mejor lo que somos. La búsqueda es encontrarse y respetarse a uno mismo. Cuando estamos en la parte neurótico de cualquier eneatipo es una clara señal de que ni somos ni nos respetamos. Es una clara señal de que algo estamos haciendo mal, estamos cometiendo algún tipo de error en la visión, en la identificación y o en la acción sobre nosotros mismos.

 

Personalmente, considero que la parte caracterológica del eneagrama es la puerta, pero que si nos quedamos solo en los caracteres es como si nos quedamos en la antesala. Hay que entrar e ir más allá.

Me sitúo en el 8 sexual y me identifico en casi todo. Pero quizás y por decir una, mi capacidad de entregarme a las polaridades, que es una virtud pero también es una condena. Puedo entregarme a Dios como al Diablo con mucha intensidad, al encuentro y al desencuentro. Pero, quizás, mi subtipo  en lo que más me marca es en que tengo una gran capacidad para unificarme en lo íntimo  con determinadas personas, pero al mismo tiempo esto me lleva a necesitar tomar después mucha distancia de esas mismas personas.

A su vez, tengo una gran incapacidad de unificarme en lo social.

 

* Este artículo ha sido escrito con carácter divulgativo y sin ningún tipo de ánimo de lucro. Así que, si te apetece compartirlo en cualquier otro medio, estaremos encantados de que lo hagas siempre y cuando cites el lugar donde lo has encontrado.

Haiki en Facebook, AQUÍ

Haiki en Twitter, AQUÍ. @_Haiki   

*Haiki está formado por Agnieszka Stepien y Lorenzo Barnó. Ambos desde el 2009, y de manera muy intensa, están al frente de diversos proyectos digitales. Su presencia en la red se sustenta en tres pilares: la arquitectura, la Identidad Digital y nuestra actividad más personal en este blog de Haiki.

*Tanto Agnieszka Stepien como Lorenzo Barnó, han realizado el proceso SAT de Claudio Naranjo y, actualmente, están realizando la formación en terapia Gestalt. A su vez,  tienen segundo nivel de Reiki y son practicantes de artes marciales como Taekwondo, Kung-fu o Tai chi.

* Los editores de esta publicación digital no nos hacemos cargo de de los comentarios y  conceptos vertidos en los textos firmados por otras personas, siendo éstos de responsabilidad exclusiva de sus autores.

* Tu comentario pudiera ser moderado, por lo tanto, aunque aparezca inmediatamente al ser publicado en la entrada, los editores de esta publicación digital nos reservamos el derecho tanto de editarlo (si fuera necesario, para hacerlo más legible) como de eliminarlo en el caso de que se usen expresiones incorrectas (descalificaciones, palabras malsonantes…). A su vez, si quieres comentar desde el anonimato puedes hacerlo, aunque, nosotros personalmente, agradecemos que tod@s nos podamos identificar.

Deja un comentario

RELATED ARTICLES
noviembre 2014
L M X J V S D
« Oct   Dic »
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
Sígueme en Twitter

Introduce tu correo electrónico para suscribirte al blog de Haiki.

Back to Top